El uso de Apple Card está ligado de manera directa a otro de sus dispositivos tecnológicos, el “Iphone”.

Ya que, la mayor parte de la funcionalidad de la Apple Card se encuentra en la aplicación de monedero digital.

Esto implica más que rastrear su saldo y pagar su tarjeta en línea.

La tarjeta Apple se basa en el chip Secure Element de su iPhone para procesar las transacciones con cada compra.

Lo que significa que debe tener uno si desea usar la tarjeta de crédito.

También necesita la aplicación Wallet para controlar su cuenta: recuerde que estos datos se calculan en su dispositivo, no en línea.

Por lo que no puede simplemente buscar los detalles de su cuenta desde una ventana del navegador en su escritorio o en una aplicación separada como usted.

Lo haría con su banco habitual.

Apple cree que esto lo protegerá de los ataques informáticos porque los detalles se calculan en su teléfono. Sin iPhone, sin Apple Card.

Realiza un seguimiento del mantenimiento de su cuenta de Apple Card en el teléfono, no en línea.

La tarjeta física no tiene sentido por sí misma

  • ¿Cómo encaja la tarjeta física de Apple?

Gran pregunta Apple también le da una tarjeta física con su nombre grabado en un rectángulo de titanio y eso es todo:

No hay números, ni fecha de vencimiento, ni CVV (esos tres números en la parte posterior que verifican su tarjeta).

Ningún otro dato de identificación que le permita a alguien cometer fraude contra usted si ven su tarjeta o la toman de usted.

Si necesita acceder a esos detalles, iniciará la aplicación Wallet del iPhone. (Mejor no pierdas tu celular iPhone.)

La tarjeta de titanio existe porque no todas las terminales de puntos de venta aceptan Apple Pay.

Contraste eso con Samsung Pay, que también puede funcionar como la banda magnética de su tarjeta de crédito.

Sin embargo, al hacer que la tarjeta pareciera tan icónicamente a Apple, la compañía se convirtió en un negativo.

(Apple Pay no funciona en cada terminal de pago) en un codiciado símbolo de estado al crear un producto que la gente reconocerá instantáneamente.

En resumen, la Apple Card, es una buena opción que lanza la compañía, sin embargo, es importante revisar a fondo los beneficios.